Especies endémicas del centro de Cuba, reino por descubrir

Por Por Elizabeth Borrego*

Sancti Spíritus, Cuba (PL) Las variadas características naturales de la provincia de Sancti Spíritus, ubicada a 360 kilómetros al oeste de La Habana, han propiciado el desarrollo aquí de una variada y poco conocida fauna silvestre, según reconocen especialistas.

Con más de seis mil 700 kilómetros cuadrados, este territorio del centro de la isla sorprende a los expertos por la diversidad de su conjunto animal -sobre todo en zonas de montañas, formaciones cársicas y cayos- y por el número de especies endémicas, algunas en peligro de extinción.

Según Abel Hernández, especialista del Museo Provincial de Ciencias Naturales, entornos como la cordillera de Guamuhaya, las lagunas costeras de Tunas de Zaza, al sur de la provincia, y el parque natural Caguanes y la Bahía de Buena Vista, al norte, constituyen sitios de alto valor biológico por las especies que los habitan.

Un estudio divulgado por la Editorial Académica Española, del propio Hernández y José Blas Pérez-Silva, asegura que en Sancti Spíritus habitan unas dos mil 300 especies, de las cuales 26 se consideran endémicas.

Con el título Fauna Salvaje de la provincia de Sancti Spíritus, Cuba, la investigación presenta un detallado análisis del conjunto animal localizado aquí, su distribución y conservación, que durante diez años desarrollaron biólogos y estudiantes universitarios.

Según el texto, la fauna espirituana presenta una serie de particularidades que responden a las barreras de aislamiento -montañas, ríos y mares- y a su condición de zona de transición entre las porciones este y oeste de Cuba.

Para el estudio se recogieron imágenes y datos de las especies, se detallaron expresiones cartográficas como un mapa de faunación y distribución de especies endémicas y amenazadas, además de un atlas para ubicar las aves que nidifican en la provincia, según destaca Hernández.

Asegura el estudio que en Cuba escasean aproximaciones a las particularidades de un conjunto animal en una zona provincial, por que este constituye una valiosa obra de referencia para observadores, biólogos y especialistas en conservación.

EL TESORO ANIMAL DEL CENTRO DE CUBA

Según el texto, el origen de la fauna en Cuba se atribuye a inmigraciones -a través de un puente terrestre desaparecido-, provenientes de la América Central en dos épocas distintas comprendidas entre el Eoceno (más de 40 millones de años atrás) y el Pleistoceno.

De modo que en Sancti Spíritus, la formación del conjunto animal coincide con la del archipiélago, aunque se presentan aspectos particulares por su ubicación en el medio de la isla y sus características geográficas ya mencionadas.

Entre las peculiaridades de la fauna en el territorio, la investigación destaca la gran riqueza de especies, el elevado endemismo y predominio numérico de invertebrados.

Además considera relevante la escasez de especies de vertebrados, de la ictiofauna -peces de agua dulce-, así como de mamíferos terrestres.

Por otro lado, el estudio asevera que las especies con mayor presencia en la provincia son los insectos, aves, arácnidos y moluscos.

Apunta además que los principales acercamientos científicos se han desarrollado con los vertebrados, donde resulta más sencillo, mientras que las especies de arácnidos apenas se han podido estudiar a pesar de su sabida presencia en Sancti Spíritus.

Aquí se localizan 31 especies en peligro de extinción, según la clasificación de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. Algunas de ellas se consideran en estado crítico, como las tortugas verdes, caguama, tinglado, carey así como el cocodrilo americano.

Entre las aves se encuentran amenazadas el gavilán Colilargo, el Gavilancito, la Grulla, el Frailecillo blanco, la paloma Perdiz y el pitirre Real así como las especies de murciélagos de la palma Jata y de las cuevas calientes.

Los expertos consideran como muy interesante la presencia en Sancti Spíritus del ave silvestre más grande de Cuba, la grulla, con poblaciones en la Ciénaga de la Guayabera, municipio Yaguajay, considerada como escasa en la isla.

Asimismo sobresale el Zunzucito, ave más pequeña del mundo, sólo localizado en Guamuhaya y en la faja costera entre las ciudades de Cienfuegos y Trinidad y la abundancia de ejemplares del zunzún en varios hábitats, incluso en áreas verdes urbanas.

Todas las especies de palomas de Cuba se localizan en el territorio espirituano, lo que influye notablemente en el desarrollo de los bosques al diseminar las semillas, apunta también el texto.

Otra de las especies que habita la región es el manatí, mamífero de conocida relevancia y avistado aquí en la Bahía de Buena Vista, localizada en la costa norte de las provincias Villa Clara, Sancti Spíritus y Ciego de Ávila y considerada Reserva de la Biosfera.

Los expertos alertan con este estudio acerca de la importancia de la preservación de estas especies y otras en permanente asedio de cazadores.

‘Ya aquí desapareció por ejemplo el Guacamayo, el caracol Cobo se encuentra amenazado y se prohíbe colectarlo, se han reducido las densidades poblacionales de las jutías Conga y Carabalí por la continua persecución’, asegura Abel Hernández.

El también director de Museo de Ciencias Naturales de Sancti Spíritus insiste en la protección de las aves canoras y de bellos plumajes que en algún momento pueden comenzar a peligrar como el Negrito, Tomeguín del Pinar, Azulejos y Mariposas.

alb/eb

*Corresponsal de Prensa Latina en Sancti Spíritus

También le puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 2 =